ACTUALIDAD

VENTAJAS DE APLICAR LA TÉCNICA QUICKREPAIR EN CARROCERÍA

Optimiza la productividad reduciendo el tiempo de trabajo y el consumo de productos.

Una de las técnicas que más puede ayudar al taller a mejorar la rentabilidad de cada reparación es el QUICKREPAIR. Se trata de un proceso que el profesional del sector refinish debe incluir, sin duda alguna, entre los llamados procesos de trabajo eficientes.

¿En qué consiste la técnica QUICKREPAIR?
En principio, hay que recordar que QUICKREPAIR es una técnica que se aplica en la reparación de pequeños daños de la carrocería, y donde la zona de reparación se limita al lugar concreto que muestra el defecto, sin abarcar otras áreas.

Los módulos que presenta esta gama de productos IXELL son los siguientes:

  • Reparación de lunas: GLASS TOOLBOX



  • Reparación de plásticos por grapado: STAPLE TOOLBOX



  • Reparación de plásticos polivalente por plásticos polivalente: WELD TOOLBOX



  • Reparación del plástico por pegado: GLUE REPAIR KIT

No conviene acometer reparaciones en más de 3 o 4 piezas de forma simultánea, y hay que limitar su utilización a piezas de plano vertical y evitar elementos muy visibles como techos o capós.

Por otra parte, es importante no utilizar esta técnica en acabados mates o texturados, ya que si se puliera la superficie, cambiaría el nivel de brillo en las diferentes zonas. 

¿Qué beneficios aporta al profesional? 
Respecto a las ventajas de aplicar en reparaciones parciales procesos eficientes como éste, destaca la reducción del tiempo de reparación y el consumo de material. Así, con QUICKREPAIR se eliminan o se limitan algunos trabajos, como el enmascarado y tiempos de secado. Asimismo, no es necesario usar demasiada cantidad de producto al estar contenida la zona de reparación. Por otra parte, al reducirse el tiempo de ocupación en cabina, disminuye también el consumo energético.

Otra ventaja es que, al poder trabajar con varias piezas al mismo tiempo, permite al profesional aumentar la productividad y optimizar cada proceso y tiempo de reparación.

Como añadido, utilizar nuevas metodologías en el taller contribuye a un aumento de cualificación de su personal y favorece el que trabajen de una manera más eficiente y productiva.

Lo mismo podría aplicarse al taller en cuanto a su gestión: con los procesos QUICKREPAIR se consigue mejorar la organización y gestión, minimizar tiempos improductivos, agilizar la reparación y acelerar las gestiones con la compañía aseguradora.